Justo cuando el gigante sueco de la moda H&M se prepara para anunciar el aumento de beneficios durante el 2015, los grupos de derechos laborales piden a la empresa que haga algo más para proteger a los y las trabajadoras de la confección en Bangladesh.

Tú también puedes presionar a H&M uniendo tu firma

 Después de que la marca hiciera una revisión de proveedores estratégicos, las acciones de urgencia y las reparaciones que se detectaron como imprescindibles se han retrasado y siguen dejando a decenas de miles de trabajadoras en riesgo de muerte y lesiones.

La Campaña Ropa Limpia, International Labor Rights Forum, Maquila Solidarity Network y Worker Rights Consortium, todos firmantes y testigos del Acuerdo sobre Fuego y Seguridad en la Construcción en Bangladesh, han publicado una actualización del informe inicial en los retrasos de las reparaciones de seguridad en 32 fábricas de proveedores estratégicos para H&M en Bangladesh. La actualización -basada en una revisión de la documentación a disposición del público llevada a cabo en enero de 2016- muestra que todos los proveedores estratégicos de H&M menos uno llevan retraso en las reparaciones y que en más del 50% de los casos aún faltan salidas de emergencia adecuadas.

"Las reparaciones ya deberían haber sido completadas hace más de dos años y medio durante el proceso de elaboración del Acuerdo de Bangladesh. Sin embargo, la triste realidad es que casi ninguna de las fábricas proveedoras de H&M en Bangladesh se puede considerar segura", dijo Scott Nova del Worker Rights Consortium.

Aún así, el informe demuestra algún progreso. A pesar del excepcional número de incendios y el hecho de que las renovaciones eléctricas y estructurales pendientes se mantienen en un 37%, el número de elementos considerados "retrasados" en estas 32 fábricas ha disminuido. Sin embargo, los y las autoras señalan que, si bien esto refleja el progreso real en algunos casos, es en gran medida la concesión de prórrogas a las fábricas en vez de la finalización de las renovaciones lo que explica las mejoras.

"Nos complace que la presión ejercida sobre H&M después de nuestro último informe ha dado lugar a algunas mejoras recientes, pero estamos sorprendidos porque todavía queda mucho por hacer," dijo Liana Foxvog del International Labor Rights Forum. "Instamos H&M a proporcionar financiación significativa para hacer las renovaciones de seguridad que deben salvar las vidas de los y las trabajadoras".

Por otra parte, las reformas necesarias para garantizar que las trabajadoras puedan salir con seguridad de una fábrica en el caso de incendio siguen siendo objeto de retrasos muy graves. El 13% de las fábricas (en comparación con el 16% en septiembre) todavía no ha eliminado las puertas con cerradura; el 38% de las fábricas (en comparación con el 55% en septiembre) aún no han eliminado las puertas plegables y las correderas; el 55% no ha conseguido instalar puertas resistentes al fuego y las escaleras cerradas (en comparación con el 61% en septiembre). Cualquiera de estos riesgos podría dejar atrapadas en un edificio en llamas a los y las trabajadoras de la confección, como ha ocurrido en varias ocasiones en Bangladesh, incluido el caso del proveedor de H&M Garib y Garib, donde murieron 21 personas.

"H&M es capaz de aumentar las ganancias en un clima extremadamente competitivo, pero sin embargo, la empresa es aparentemente incapaz de conseguir que todos sus proveedores realicen acciones más simples, tales como cambiar el tipo de salida de las fábricas" dijo Sam Maher de la Campaña Ropa Limpia. "Esto es totalmente inaceptable".

El informe completo de actualización aquí.