Jordi Serra

14/04/2011

SETEM Catalunya

"Si no hubiera pasado por los Campos de Solidaridad no sería la misma persona. No es algo que te cambia la vida, pero sí ha sido muy influyente. Antes de ir al Campo yo era una persona con inquietudes políticas, pero el hecho de ver esta realidad, esta lucha, me empujó a implicarme mucho más. La estancia en São Paulo y el MST marcaron profundamente mi compromiso político.

La visita a Pere Casaldàliga durante el Campo de Solidaridad resultó un hecho fundamental por su compromiso social y personal. El encuentro con Pere Casaldàliga fue un hecho decisivo para todo lo que he hecho posteriormente. Yo, un joven del primer mundo, le pregunté qué teníamos que hacer nosotros para luchar contra la injusticia. Él contestó que lo primero que hay que hacer es tomar una opción clara, radical y definitiva. Estas son las palabras que me han acompañado y que marcan mi vida.

A partir de ese momento, tomé un compromiso de vida sin medias tintas, sin acomodarme. El Campo me ayudó a hacer este compromiso y a ser consecuente. "

Jordi Serra, participante en un Campo de Solidaridad

Jordi tiene 42 años, es casado y padre de cuatro hijos. Es trabajador social de formación. Forma parte de la dirección nacional de ERC y es el responsable del partido en la Cataluña Central. Es concejal ayuntamiento de Roda de Ter y consejero comarcal de Osona. También trabaja como responsable de servicios sociales a la Asociación Catalana de Municipios. Jordi fue a Brasil en 1992 con el Campo de Solidaridad de SETEM.

Testimonio sacado de la publicación 'La taca d’oli. 20 anys de Camps de Solidaritat: impacte a la societat catalana’