Pide a Catalunya Caixa que deje de especular con la alimentación

07/03/2011

SETEM Catalunya

siguiente

Catalunya Caixa ha lanzado un nuevo depósito financiero llamado 100% natural. Este curioso nombre se debe a que opera con alimentos, en concreto con el maíz, el café y el azúcar.

La nueva caja, en su lucha por captar depósitos, promueve con una inversión mínima (1.000 euros), la participación de sus clientes en la especulación de las materias primas o especulación alimentaria. Lo define como "la manera más natural de invertir" y resalta su gran rentabilidad por la imparable y desmesurada subida de precios de los alimentos.

Es irónico que uno de los proyectos más emblemáticos de la obra social de Catalunya Caixa sea la Fundació Alicia, un centro de investigación alimentaria apadrinado por Ferran Adrià, que declara como principal objetivo "que todos comemos mejor a través de la divulgación y educación los buenos hábitos alimentarios ".

Desde 2008, la ONU denuncia que la especulación en productos alimenticios está detrás de las crisis alimentarias en más de 40 países.

Las políticas del Banco Mundial (BM) y el Fondo monetario internacional (FMI) han fomentado el llamado "cultivo de exportación" que genera la total dependencia de la importación de los productos que se consumen en los países del Sur. Los precios totalmente volátiles de estos productos básicos generan que la mayoría de población no pueda cubrir su derecho básico a la alimentación.

La especulación alimentaria se hace evidente en las contradicciones de las últimas subidas de precios donde el comercio de alimentos sin regular termina por incrementar su precio. El pasado mes de agosto, según datos de la FAO, el precio de los alimentos subió un 5%, sin embargo la producción mundial de cereales en el 2010 fue la tercera más grande de la historia muy por encima de los últimos cinco años . Este injusto sistema sólo beneficia a un pequeño número de empresas que protegidas por unas abusivas leyes de propiedad intelectual, controlan las patentes de semillas, pesticidas o abonos a nivel mundial.

Desde el año 2000, SETEM apuesta por las finanzas éticas proponiendo las como alternativa a la banca tradicional, siendo la única ONG española que forma parte de la red de denuncia internacional Bank Track.

Nosotros, como personas consumidoras, podemos decir NO a este tipo de productos especulativos y escoger las finanzas éticas donde tendremos la garantía de que nuestro dinero fomentará una economía más justa y sostenible.


Noticia redactada por el grupo de voluntariado de la campaña Finanzas Éticas de SETEM Catalunya